¡Nuevo!Tiempos de redes solidariasMirá el video.

El regreso presencial en APADIM: ciclo lectivo 2021 - Nota 1

Estimadas familias, estudiantes, educadores y comunidad institucional en esta publicación les queremos contar que estamos trabajando con orientaciones pedagógicas, protocolos de actuación de cada servicio y recomendaciones integrales para el cuidado de la salud emitidas por el Ministerio de Educación para el regreso presencial en nuestra Escuela.
El regreso a la presencialidad en tiempos de pandemia por el Covid 19 nos exige un proceso cuidado y responsable. Como institución nos preparamos, para poner en juego modos de organizarnos que garanticen los servicios que brindamos y los derechos de estudiantes y participantes de nuestros proyectos
En esta primera publicación compartimos los principales puntos de las orientaciones pedagógicas y recomendaciones integrales emitidas por el Ministerio, que son necesarias tener en cuenta como requisitos que nos permitan volver abrir las puertas y retornar a las aulas.
Imagen de estudiantes en inicio del ciclo 2019

El protocolo aprobado por Resolución Ministerial 26/2021 establece las orientaciones necesarias para que cada escuela, en cada nivel y modalidad de la Educación General Obligatoria, las contextualice a sus realidades y particularidades específicas.
Sin duda, este nuevo ciclo lectivo nos demanda un trabajo de equipo en nuestra escuela para pensar la organización escolar de otra manera. Y esto nos exige repensar los tiempos y espacios institucionales, las estrategias de enseñanza y la reorganización curricular necesarias para afrontar la diversidad y las biografías familiares en nuestras aulas.

Orientaciones Pedagógicas a tener en cuenta

En relación a la Organización Institucional , el Ministerio de Educación de la Provincia de Córdoba, ha dispuesto para todas las escuelas, de gestión estatal y privada, una presencialidad de alternancia en el sentido establecido por la Resolución 366/20 del Consejo Federal de Educación (CFE): “La alternancia es una dinámica pedagógica que contiene períodos de trabajo de los/as estudiantes con asistencia a la escuela en clases presenciales y actividades de aprendizaje en situaciones no presenciales, mediados por diferentes instrumentos y soportes”.
Esto significa que cada escuela, en función de los espacios disponibles en cada aula, va a organizar a los/as estudiantes definiendo regímenes de alternancia, respetando el distanciamiento establecido entre estudiantes y docente en cada aula, grado o curso y se organizara por semana, por turno y/o por días la asistencia presencial, respetando en todos los casos lo establecido en la Resolución Ministerial 26/2021.
Dicha organización se mantendrá fija hasta el primer corte de acreditación parcial (trimestre o cuatrimestre, según corresponda), a fin de estabilizar una forma de organización que brinde previsibilidad a las familias, genere rutinas de asistencia en los/las estudiantes.
Con respecto a la Organización del Tiempo, de acuerdo a la Resolución 387/21 del CFE en su artículo 10: “el tiempo total será el resultado de la combinación de los tiempos de actividad presencial en la escuela y los tiempos de actividad no presencial orientado por la escuela, pero desarrollado mayormente de manera autónoma, con el acompañamiento de las familias o de las instituciones de la comunidad, articuladas con la escuela”.
Esta definición del tiempo escolar, tiene una relación directa con la reorganización curricular y de la enseñanza, por lo tanto, serán planificadas como un continuum a través de las propuestas pedagógicas y dispositivos didácticos que consideren ambas circunstancias.
Las actividades escolares no presenciales deben ser objeto de trabajo en las instancias presenciales de manera de ir formando a los/as estudiantes para el trabajo autónomo en los hogares, en función de los niveles o modalidades de que se trate.
También podrá preverse, además, instancias virtuales sincrónicas o asincrónicas o por otros recursos tecnológicos o con formato papel, debidamente organizadas, con resguardo de la carga horaria del personal docente.
En el caso, cuando en las escuelas cuenten con docentes que pertenecen a los grupos de riesgo que no puedan asistir de manera presencial a la escuela, estos destinarán prioritariamente su carga horaria a las actividades no presenciales, elaboración de recursos didácticos y/o aquellas que el equipo directivo disponga.
En cuanto a la Organización de la enseñanza la reorganización y priorización curricular se hará en el marco de la unidad pedagógica 2020-2021, atendiendo a las metas de aprendizaje previstas para la sala, grado o curso presentes en el diseño curricular provincial de cada nivel del sistema.
En el caso de que haya estudiantes que por razones sanitarias (grupo de riesgo), no puedan asistir a la escuela, la planificación deberá prever estrategias de enseñanza y continuidad pedagógica que pueda desarrollarse de manera no presencial.
Esto requerirá la construcción de nuevos acuerdos institucionales para pactar responsabilidades, tareas de cada uno/una del personal del establecimiento escolar con la conducción del equipo directivo y asesoramiento y acompañamientos de los/as supervisores, en el marco de las orientaciones específicas de cada Dirección General de Nivel o Modalidad.

En este contexto, es fundamental trabajar en conjunto, brindando espacios y tiempo de trabajo destinado a fortalecer nuestro vínculo con las familias y toda la comunidad educativa, estableciendo canales fluidos, continuos y consistentes de modo de poder brindarles toda la información necesaria para construir juntos una presencialidad cuidada y responsable y garantizar la trayectoria escolar de los estudiantes.

Protocolo y Recomendaciones Integrales para el cuidado de la Salud

En cuanto al modo de reapertura de las escuelas esta debe ser de forma paulatina, progresiva y rotativa y esta organización estará a cargo de cada Dirección de Nivel tomando en consideración los criterios pedagógicos adecuados a los contextos escolares.
Se deberán arbitrar los medios y recursos para asegurar las condiciones básicas de las instalaciones establecidas para la reapertura, la implementación de las medidas de prevención necesarias y realizar las adecuaciones correspondientes y establecer el plan de mantenimiento sostenido.
En este sentido las instituciones deben asegurar lo siguiente
  • Agua segura: Se debe disponer de una provisión continua de agua segura, apta para el consumo de la comunidad educativa y a los fines de la realización de prácticas higiénicas fundamentales como herramientas de prevención.
  • Condiciones para la Higiene de Manos:Imprescindible para su aplicabilidad disponer continuamente de jabón, preferentemente en forma líquida, elementos de secado, preferiblemente papel descartable y cestos de basura adecuados en los sanitarios. También se debe disponer de alcohol en gel (o dispenser con solución de alcohol al 70%) para áreas de ingreso, aulas y sectores como comedor, administración y salas de computación, para mencionar las más importantes
  • Saneamiento Básico: Es fundamental la desinfección mediante la limpieza con agua lavandina con la técnica habitual y de manera periódica. De ser factible y si las condiciones del establecimiento lo requieren, se procederá a la desinsectación y desratización. Se deberá realizar la limpieza de superficies, intensificando frecuencia en relación con su uso, reforzando la desinfección en las que son de contacto frecuente (picaportes, barandas, mesas de trabajo, etc), atendiendo especialmente a la limpieza de los baños)
  • Saneamiento general de la escuela:Limpieza profunda entre los cambios de turno y un mantenimiento durante los recreos. Los encargados y responsables de la limpieza y desinfección deberán sostener un nivel estricto de Cuidado, cumpliendo con los protocolos correspondientes. Esto comprende la capacitación del personal, y la utilización del equipo de protección personal adecuado.
Momento de la reapertura: De la salida del domicilio y traslado al Centro Educativo
·
  • Antes de retirarse de su domicilio y dirigirse al CE, todos los integrantes de la comunidad educativa, deberán encontrarse en buen estado de salud (sin ningún tipo de síntomas o signos de enfermedad). En caso de presentar síntomas compatibles con COVID-19, o haber sido identificado como contacto estrecho, no debe concurrir; y deberá comunicar dicha condición al CE y asistir al centro de salud habitual de su localidad.
  • En caso de que el estudiante sea acompañado por personas adultas, deberá hacerlo solo un (1) adulto responsable para el ingreso y su retiro. Es importante considerar que en ningún caso podrán asistir al establecimiento personas con vulnerabilidad aumentada por ser consideradas de riesgo
  • Es importante el lavado de manos antes de la salida del domicilio, y se deberá hacer un buen uso del tapaboca/barbijo durante el trayecto hasta el CE. Es importante mencionar que debe ser higienizado todos los días al finalizar la jornada.
  • Medios y formas de traslado: Es importante respetar las normativas establecidas por la autoridad del CE, en referencia al traslado y a sus diferentes formas de hacerlo. En este sentido, se deben extremar las medidas de cuidado, es decir, circular en el espacio público respetando el distanciamiento social y el buen uso del barbijo
  • Si se utiliza el transporte escolar, el mismo deberá contar con la debida autorización y respetar el protocolo habilitante. Será necesaria la limpieza y desinfección del vehículo de manera frecuente, especialmente en el momento de recambio de grupos. Se organizarán los horarios de los transportes escolares, a fin de evitar aglomeraciones en los momentos de entrada y salida de los estudiantes. Por otra parte, la autoridad escolar deberá disponer de los listados de estudiantes trasladados, y el grado y escuela al que pertenecen, con fines sanitarios, ante un caso sospechoso.
El ingreso al Centro Educativo
  • Estado de salud: Toda persona que ingresa a la escuela debe estar sana. Este concepto comprende el estado de salud satisfactorio en general, es decir, sin síntomas ni signos de enfermedad en evolución.
  • Al momento de la entrada al CE deberá controlarse la temperatura a todas las personas que ingresen al establecimiento, siendo necesario asignar para tal fin personal capacitado para el cumplimento de dicha tarea.
  • Toda persona que ingresa al establecimiento deberá lavarse/higienizarse las manos con alcohol en gel o alcohol diluido
  • El uso del tapaboca o barbijo, deberá ser permanente, respetando las normativas vigentes y supervisando su buen uso durante toda la jornada escolar
  • No se realizarán formaciones pre-ingreso y las salidas del aula se organizan los horarios de manera escalonada
  • En el caso de que asista a la institución más de un estudiante por familia, se sugiere el ingreso en conjunto de los estudiantes para favorecer la organización familiar e institucional
  • Los padres, madres o tutores deberán ser puntuales en el ingreso y retiro de los estudiantes, respetando el distanciamiento y evitando las reuniones sociales en esos momentos.
  • Ante un caso sospechoso durante la jornada educativa, se proveerá de un barbijo quirúrgico y se procederá al aislamiento en un espacio físico adecuado (con ventilación), hasta la llegada del equipo médico sanitario. Si el CE toma conocimiento de un caso positivo en la comunidad educativa, deberá contactarse con la autoridad sanitaria correspondiente quien indicará el protocolo de actuación a seguir y determinará el alcance de las medidas a cumplir por el establecimiento.
Aulas, salas comunes y recreos
  • Es conveniente la agrupación en burbujas permanentes, identificables y reconocibles de acuerdo con el nivel educativo y el espacio disponible respetando la normativa vigente. Se denomina burbuja a cada uno de los agrupamientos en los que se divide cada sección de estudiantes. Las burbujas deberán permanecer juntas tanto en las aulas como durante los recreos y no se deberá permitir el cruce entre burbujas.
  • Espacios comunes: Es importante que la circulación sea de manera organizada respetando las indicaciones de la señalética correspondiente. Recordar que tampoco se deberá compartir celulares, mate, vajilla, ni otros utensilios
  • Evitar cualquier evento, acto escolar, o reunión de la comunidad en general. Esta medida tendrá vigencia hasta que la autoridad sanitaria habilite estos eventos, previa evaluación del riesgo.
  • En relación con la utilización de los sanitarios, se deberá garantizar la limpieza permanente de los mismos, atendiendo especialmente a su repaso tras los recreos
  • Recordar que la vigencia del distanciamiento interpersonal, no menor de 1.5 metros, contempla a todo el personal, ya sea docente o no docente, en los diferentes espacios donde presten sus servicios
  • 0rganización áulica : se establece una jornada presencial de hasta 4 horas de duración. Podrá ampliarse previa evaluación de condiciones de cuidado y de la situación epidemiológica.
  • Disponer los bancos y pupitres con un distanciamiento interpersonal de 1,5 para estudiantes y 1.80 a 2 m para docentes. Los bancos dobles serán de uso individual manteniendo la distancia establecida.
  • Mantener la limpieza e higiene de los elementos didácticos y materiales, según necesidad y usos. Se recomienda limitar su uso y, en caso de realizarse, se aconseja un uso individual. Luego de su utilización, deberá realizarse la limpieza correspondiente con agua lavandina diluida o alcohol al 70%.
  • Supervisar el buen uso de tapabocas o barbijos, en todos los estudiantes y en todas las actividades educativas durante la permanencia en el CE, de acuerdo con su nivel educativo.
  • No está permitido compartir ningún tipo de elemento personal ni de protección. Mantener, en forma permanente, aireada y ventilada el aula. Trabar las puertas principales de modo que siempre estén abiertas para evitar contacto con herrajes.
  • Recreo: No superponer salidas conjuntas, establecer tiempos asignados para cada curso o sección, respetando las burbujas preestablecidas, mantener el distanciamiento de 1,5 metros a 2 metros y usar barbijo durante el recreo.
  • Se recomienda que los estudiantes asistan con sus meriendas desde el hogar, ya sea alimentos o el agua para beber, respetando las condiciones de seguridad alimentaria. No compartir meriendas. Una vez finalizado el recreo se sugiere la higiene y limpieza del área donde se desarrollaron las actividades.
  • Comedores: En caso de habilitarse el comedor, deberán establecerse acuerdos para el ingreso de los estudiantes al área según las burbujas, evitar la aglomeración, respetar el distanciamiento, lavado de manos previo y posterior a la comida. Es importante considerar que el momento en que las personas se quiten el tapabocas para comer es de alto riesgo, por lo que es preciso hacer énfasis en la ventilación del espacio, el distanciamiento y en el estricto cumplimiento de las medidas de bioseguridad (lavado de manos, no compartir utensilios, limpieza de superficies, etc.)

En esta primera comunicación compartimos los principales puntos y requisitos que debemos cumplimentar de acuerdo a las recomendaciones pedagógicas y el protocolo integral dispuesto por el Ministerio de Educación de la provincia, para el retorno presencial en APADIM
Consideramos que en este contexto, es fundamental trabajar en conjunto, brindando espacios y tiempo de trabajo destinado a fortalecer nuestro vínculo con las familias y toda la comunidad educativa, estableciendo canales fluidos, continuos y consistentes de modo de poder brindarles toda la información necesaria para construir juntos una presencialidad cuidada y responsable y garantizar la trayectoria escolar de los estudiantes.

Para conocer los documentos del Ministerio de Educación, podes descargarlos aquí:



Tenemos mucho por hacer. Apoyanos para seguir construyendo una sociedad más inclusiva.  Aquí te contamos cómo.

No hay comentarios.:

Buscar noticias anteriores